Jueves, 21 Septiembre 2017
  • Para todos
    En el último año se han respondido 10.000 consultas de vecinos.

  • Totalmente gratuita
    Al no acudir a privados, los vecinos se han ahorrado cerca de $4.000.000 en consultas.

  • Del lado de los vecinos
    En el último año intervino en la firma de 30 contratos de viviendas familiares.
    Lo que equivale a $300.000 en honorarios que estos vecinos se ahorraron.

  • Del lado de los comerciantes
    En el último año celebró 50 contratos comerciales. Lo que equivale a $600.000
    en honorarios por contratos de alquiler que los comerciantes se ahorraron.

Desde 2014 Berazategui es el primer Municipio de la provincia en brindar un servicio inmobiliario completamente gratuito, una propuesta que se lleva adelante para responder y acompañar a todos los vecinos.

La Inmobiliaria Municipal fue creada para

- Asesoramiento y acompañamiento en las instancias de conflictos entre inquilinos con propietarios o inmobiliarias.
- Tasaciones justas de alquiler y venta.
- Realizar un trabajo integral, con respecto a los contratos comerciales en conjunto con otras áreas municipales, para que el inquilino pueda realizar los trámites de habilitación sin ningún inconveniente.
- Ser mediador entre aquel que quiere vender o alquilar una propiedad y aquel que quiere comprarla o alquilarla sin recibir ningún tipo de comisión.
- Servicio de compraventa y alquiler.

Para más información
llamá al 4226-5277

O acercate a calle 148 Nº 1328 e/ 14 y 13,
Horario: lunes a viernes de 8.00 a 14.00.
Martes y jueves de 8.00 a 14.00 y de 15.30 a 19.00.

  • ¿Cómo trabaja la Inmobiliaria Municipal?


    Trabajo junto al PRO.CRE.AR.

    La Oficina de Gestión Inmobiliaria también ha sido parte de los desarrollos urbanísticos que por medio del PRO.CRE.AR. se están llevando adelante en nuestra ciudad. Entre ellos, los lotes de Av. Milazzo y 142, que fueron rezonificados por el Municipio y hoy son el lugar donde Pedro Berlen y su pareja, Johana, podrán construir su casa.

    En marzo del 2015 estos vecinos se acercaron al Gimnasio Municipal, donde se realizaba el sorteo de los terrenos, y resultaron ser los últimos afortunados.

    “Cuando escuché el número, y era el mío, saltamos los dos de las sillas y nos abrazamos en pleno llanto. Poder cumplir el anhelo de tener nuestro hogar es muy gratificante porque ahora puedo proyectar mi futuro en la ciudad que me vio nacer. Estoy más que agradecido a la gestión municipal, que brinda su apoyo para que esto sea realidad y podamos alcanzar el sueño de la casa propia”.